Hidratación

¡La hidratación es la clave del éxito deportivo!

Tienes que estar bien hidratado para afrontar una sesión de entrenamiento o una competición. Es fundamental beber con regularidad durante las sesiones intensas y cuando hace calor o mucho frío.

Cuando se practica deporte de forma habitual, la ingesta de agua es fundamental y debe gestionarse bien. Una mala hidratación puede perjudicar el estado de alerta y la concentración y, sobre todo, obstaculizar el rendimiento y afectar negativamente a los resultados deportivos. Los deportistas que empiezan a entrenar bien hidratados disfrutan de dos ventajas: una temperatura corporal más baja y una frecuencia cardíaca reducida.

Después de una intensa sesión de entrenamiento o una competición, es fundamental rehidratarse bien para restablecer los niveles de agua y facilitar la eliminación de residuos.

11 artítulos

Fijar Dirección Descendente
por página

Pago seguro